El arte de amar

El tema para este post surgió a raíz de la lectura del libro de Erich Fromm, ‘El Arte de Amar’. Su lectura me encantó y me asombró.   

el-arte.de-amar-método-cronos

Contenido del post

Aunque para serte sincera, lo que me dio que pensar es que todas y cada una de las verdades expresadas en su libro allá por los años 50 (antes de que yo naciera), llegaron a mi ‘mente’ a través de la reflexión y la experiencia personal. De ahí mi sorpresa al ver la gran coincidencia entre su forma de ver la realidad y la mía. ¡Es lo más parecido a encontrarse con alguien que habla tu mismo idioma en un país extranjero!

 

¿Qué necesita el AMOR para florecer?

No encuentro mejor forma de honrar su memoria que compartir contigo una selección de lo que yo considero sus mejores pasajes. Pero antes te recomiendo que cojas lápiz y papel y respondas por escrito a estas preguntas. Te dará un punto de partida para que tu mente pueda aplicar los conceptos que el libro desarrolla:

¿Tu experiencia del AMAR ¿Cómo es? ¿Qué necesita el AMOR para florecer? ¿Qué idea tenías cuando eras joven y virgen de lo que es AMAR y SER AMADO? ¿Ha cambiado con el tiempo tu idea o experiencia de lo que es AMAR y SER AMADO? ¿Tus expectativas se cumplieron…? ¿Sigue la ilusión por la vida y el amor o estás decepcionado?

 

Aquí van las notas, si al terminar su lectura ‘vibras’, sal y compra el libro

Si te cuesta llegar al final… No es tu momento. No te fuerces ☺

Antes de seguir y para que no te sientas sol@ en este ejercicio. Te diré que la idea que tenía yo cuando era joven y virgen del ‘amar’ era la de que un ser ‘incorpóreo y luminoso’ montando en un caballo blanco alado llegaría y me llevaría con él a un mundo ‘ideal’…

Entonces ni siquiera era consciente de esta idea. Aunque tras muchos años y alguna que otra ‘decepción’ entendí que mi ilusión era real y que cuando, por fin, te encuentras en los brazos de tu pareja ideal, el amor/energía que te envuelve hace que te sientas como si realmente un caballo alado te transportara al mismísimo cielo.

Así que aquella jovencita no andaba tan descaminada…

el-arte.de-amar-método-cronos
¡El amor auténtico es fruto del aprendizaje!

 

El amor no consiste solo en mantener una relación personal.  Es un rasgo de madurez que se manifiesta en distintas formas: amor pareja, amor fraternal o amistoso, amor a los hijos, amor a uno mismo…”

¡El amor auténtico es fruto del aprendizaje!

-… “Cuidado, responsabilidad, respeto y conocimiento son mutuamente interdependientes. Y síntoma de madurez. esto es, en la persona que desarrolla productivamente sus propios poderes, que sólo desea poseer los que ha ganado con su trabajo, que ha renunciado a los sueños narcisistas de omnisapiencia y omnipotencia, que ha adquirido humildad basada en esa fuerza interior que sólo la genuina actividad productiva puede proporcionar.”

-… “Por encima de la necesidad existencial de unión entre los seres humanos, surge una unión entre los polos masculino y femenino. La idea de tal polarización está notablemente expresada en el mito de que, originariamente, el hombre y la mujer fueron uno, que los dividieron por la mitad y que, desde entonces, cada hombre busca la parte femenina de sí mismo que ha perdido para unirse nuevamente con ella.

 

Polaridad sexual y evolución personal

El significado del mito es bastante claro. La polarización sexual lleva al hombre a buscar la unión con el otro sexo. La polaridad entre los principios masculino y femenino existe también dentro de cada hombre y cada mujer. Así como fisiológicamente tanto el hombre como la mujer poseen hormonas del sexo opuesto así también en el sentido de la mente son bisexuales. Llevan en sí mismos el principio de recibir y de penetrar, de la materia y de la energía. El hombre- y la mujer- solo logra la unión interior en la unión con su polaridad femenina o masculina. Esa polaridad es la base de nuestra creatividad personal.”

-… “Para la mayoría de los niños el problema consiste casi exclusivamente en ser amado, en ser amado por lo que se es. Antes de esa edad, el niño aun no ama, responde con gratitud y alegría al amor que se le brinda. A esa altura del desarrollo infantil, aparece en un nuevo factor, un nuevo sentimiento de producir amor por medio de la propia actividad. Por primera vez el niño piensa en DAR algo as sus padres, un producir algo…. Lo que fuera…. Y la idea del amor se transforma de ser amado a amar, en crear amor.

 

La práctica del arte de amar requiere la práctica de la fe

Muchos años han de pasar desde ese comienzo hasta la madurez del amor: la otra persona ya no es un medio para satisfacer sus propias necesidades. Las necesidades de la otra persona son tan importantes como las propias, en realidad, se han vuelto más importantes. Dar es más satisfactorio, más dichoso que recibir. Amar, aún mas importante que ser amado. Al AMAR abandonas la prisión de soledad y aislamiento que representaba el estado de narcisismo y autocentrismo. SIENTES LA POTENCIA DE PRODUCIR AMOR…. ANTES QUE LA DEPENDENCIA DE RECIBIR SIENDO AMADO— para lo cual debes de ser pequeño, indefenso, enfermo –o bueno…. El amor infantil sigue el principio: ‘amo porque me aman’… El amor maduro obedece al principio: me aman porque amo.

Amor incondicional

-… “AMOR ‘INCONDICIONAL DE LA MADRE: te amo porque eres mi hijo… no porque seas de esta forma….(Pero si la madre no se ama… así misma esta forma de amor incondicional no se habilita…) AMOR CONDICIONAL… EL DEL PADRE…. Te amo porque ERES COMO YO…. Por eso te elijo como mi heredero…
(la cursiva es mía)

 

El amor inmaduro dice: te amo porque te necesito. El amor maduro dice: te necesito porque te amo…” Clic para tuitear

 

En un principio el bebé necesita el amor incondicional y el cuidado de la madre, tanto fisiológica como emocionalmente. Después el niño comienza a necesitar el amor del padre, su autoridad y guía.

  • La función de la madre/cuerpo es darle seguridad en la VIDA.
  • La del padre/educación, enseñarle, guiarlo en la solución de los problemas que le plantea la sociedad particular en la que ha nacido.

En el caso IDEAL, el amor de la madre no trata de impedir que el niño crezca, no intenta hacer una virtud de la desvalidez. La madre debe tener fe en la vida; y, por ende, no ser exageradamente ansiosa y no contagiar al niño su ansiedad. Querer que el niño se torne independiente y llegue a separarse de ella debe ser parte de su vida.

El amor paterno se debe regir por principios y expectaciones; debe de ser paciente y tolerante, no amenazador y autoritario. Debe darle al niño que crece un sentido cada vez mayor de la competencia y oportunamente permitirle ser su propia autoridad y dejar de lado la del padre.

 

Amor incondicional de la madre: te amo porque eres mi hijo

el-arte.de-amar-método-cronos
“De madres felices hijas actualizadas.”

 

Eventualmente, la persona madura llega a la etapa en que es su propio padre y su propia madre. Tiene por así decirlo, una conciencia materna y paterna. Clic para tuitear

 

La conciencia materna dice: ‘no hay ningún delito, ningún crimen que pueda privarte de mi amor, de mi deseo de que vivas y seas feliz’. La conciencia paterna dice: ‘obraste mal, no puedes dejar de aceptar las consecuencias de tu mala acción, y, especialmente, debes cambiar si quieres que te aprecie’. La persona madura se ha liberado de las figuras exteriores de la madre y el padre, y las HA ERIGIDO en su interior, elaborando una conciencia materna sobre su propia capacidad de amar-sanarse y una conciencia paterna fundada en su razón y discernimiento. Además la persona madura ama por igual a su conciencia materna y paterna a pesar de que ‘parecen’ contradecirse.

 

Integra a tu padre y a tu madre

-… Si un individuo conservara solo su conciencia paterna, (hemisferio izquierdo) se volvería áspero e inhumano. Si retuviera únicamente la conciencia materna (hemisferio derecho), podría perder su propio criterio y obstaculizar su propio desarrollo y el de los demás.” (lo de los hemisferios es mío, como aportación del método cronos)

-… “La esencia misma del amor materno es cuidar de que el niño crezca y esto significa desear que el niño se separe de ella. Ahí radica la diferencia básica con el amor erótico-sexual donde dos seres que estaban separados se convierten en uno solo.”

En el amor materno, dos seres que estaban unidos se separan.

-… “Amar a alguien no es meramente un sentimiento, es una decisión, es un juicio, es una promesa… si el amor no fuera más que un sentimiento no existirían bases para la promesa de amarse eternamente. Un sentimiento comienza y puede desaparecer. ¿Cómo puedo yo juzgar que amaré eternamente, si mi acto no implica juicio y decisión?”

Paralelo entre el amor a los padres y el amor a dios

-… “El REINO del amor, la razón y la justicia existe como una realidad únicamente porque el hombre ha podido desenvolver esos podres en sí mismo a través del proceso de su evolución y sólo en esa medida. En tal concepción, la vida no tiene OTRO SENTIDO que el que el hombre le da…“

-… “Al comienzo, el niño está ligado a la madre como ‘fuente de toda existencia’. Se siente desvalido y necesita el amor omnímodo de la madre. Luego se vuelca hacia el padre como nuevo centro de sus afectos, siendo el padre un principio rector del pensamiento y la acción; en esta etapa, lo impulsa la necesidad de conquistar el elogio del padre, y de evitar su disconformidad. En la etapa de la plena madurez, se ha liberado de las personas de la madre y el padre como poderes protector e imperativo, ha establecido en sí mismo los principios materno y paterno. Se ha convertido en su propio padre y madre. Es padre y madre.”

 

Biorritmos. Actualiza tu imagen de dios

biorritmos-actualiza-dios-método-cronos

En la historia de la raza humana observamos y podemos anticipar, idéntico desarrollo desde el comienzo del amor a Dios como la desamparada relación con una diosa madre, a través de la obediencia a un Dios paternal, hasta una etapa madura en la que dios deja de ser un poder exterior, en la que el hombre ha incorporado en sí mismo los principios de amor y justicia en la que se ha hecho UNO CON DIOS, y, eventualmente, a un punto en que sólo habla de dios en un sentido poético y simbólico.

De tales consideraciones se deduce que el amor a dios no puede separarse del amor a los padres.  

Si una persona no emerge de la relación incestuosa con la madre, el clan, la nación, si mantiene su dependencia infantil de un padre que castiga y recompensa, o de cualquier otra autoridad, no puede desarrollar un amor maduro a dios, ; su religión es, entonces, la que corresponde a la primera fase religiosa, en la que se experimenta a dios como una madre protectora o un padre que castiga o premia. “

Paciencia y devoción

-… “La paciencia es necesaria para lograr cualquier cosa. Si aspiramos a obtener resultados rápidos nunca aprenderemos un arte. En la vida moderna es tan difícil practicar la paciencia como la disciplina y la concentración. Todo nuestro sistema industrial alimenta la idea de la rapidez… los valores humanos empiezan a estar determinados por los valores económicos. El hombre MODERNO piensa que pierde algo _tiempo_ cuando no actúa con rapidez, sin embargo, no sabe qué hacer con el tiempo que gana _salvo matarlo_.

Finalmente otra condición además de la paciencia, para aprender cualquier arte es la ‘devoción’ o preocupación suprema por el dominio de ese arte. (Prioridad absoluta en tu vida)… Si dicho aprendizaje no es algo de prioridad absoluta en tu vida jamás lo dominarás. Seguirás siendo en el mejor de los casos un aficionado…

Parece que la proporción de AFICIONADOS en el arte de amar es notablemente mayor que en las demás artes.

Un último punto… sobre las condiciones generales para aprender un arte.

No se empieza por aprender el arte directamente. Se debe de aprender un gran número de cosas que en apariencia no tiene ninguna relación, antes de comenzar con el arte en sí mismo. Un aprendiz de carpintería aprende a cepillar la madera, un aprendiz de piano aprende a tocar escalas, un aprendiz del tiro con arco empieza haciendo ejercicios respiratorios…

Si se aspira a ser un MAESTRO en cualquier arte, toda la vida debe de estar dedicada a él o, por lo menos, relacionada con él. La propia persona se convierte en instrumento en la práctica del arte y se debe mantener en buenas condiciones. En lo que respecta al arte de amar, ello significa que quien aspire a convertirse en un maestro debe comenzar por practicar la disciplina, la concentración y la paciencia en todas las fases de su vida.

 

Nuestros abuelos estarían en mejores condiciones. Es recomendable levantarse temprano, no entregarse a lujos innecesarios y trabajar con voluntad.

CENTRARSE: el arte de estar solo y despejar tu mente…

Si estás ligado a otra persona porque no eres capaz de pararte sobre tus propios pies, será tu salvavidas pero no hay amor en esa relación. La capacidad de estar solo. Física, mental y emocionalmente hablando, es la condición indispensable para la capacidad de amar. “

-… “Estar presente y centrado implica no prestar atención a las trivialidades. Hay que aprender a estar al 100% en lo que uno hace, sea escuchar música, leer, escribir, fregar los platos, cocinar, etc. En ese momento, la actividad debe de ser lo único que cuenta, aquello a lo que uno se entregue por completo.

 

Cuando uno está centrado tanto las cosas importantes como las más cotidianas toman una nueva dimensión de la realidad porque están llenas de la propia atención. Clic para tuitear

Estar presente y centrado implica no prestar atención a las trivialidades.

-… “Es imposible aprender a centrarse sin hacerse SENSIBLE a uno mismo. ¿Qué significa esto? ¿Estar continuamente analizándose?… si hablamos de ser sensible a una máquina, no hay dificultad para explicar lo que eso significa. Cualquiera que conduce es sensible a su coche. Advierte un ruido inusual, un insignificante cambio en la aceleración del motor. El conductor es sensible a las irregularidades de los coches que van detrás y delante de él. Sin embargo, no piensa en todos esos factores, su mente se concentra en estado de serenidad vigilante, abierta a todos los cambios relacionados con la situación en la que está concentrado en manejar el coche sin peligro…

Si consideramos la situación de ser sensible a otro ser humano, encontramos el ejemplo más obvio en la sensibilidad y correspondencia de una madre a su bebé. Ella nota ciertos cambios corporales, exigencias y angustias, antes que el niño los manifieste abiertamente… se despierta porque su hijo llora, si bien otro sonido más fuerte no interrumpe su sueño de igual forma. Es sensible a las manifestaciones del niño. No está ansiosa ni preocupada sino en un estado de equilibrio, abierta, receptiva de cualquier comunicación significativa que provenga del niño.

Escucha tu voz interior

Similarmente cabe ser SENSIBLE A UNO MISMO. Tener conciencia, por ejemplo, de una sensación de cansancio y depresión y en lugar de entregarte a ella y aumentarla por medio de pensamientos negativos que siempre están a mano… es mejor preguntarse ¿Qué me ha deprimido? ¿Qué puedo hacer para mejorar?. Lo mismo sucede al observar que uno está irritado o enojado, o con tendencia a los ensueños u otras actividades escapistas.

En cada uno de estos casos, lo que importa es tener conciencia de ellos y no racionalizarlos en las mil formas que nuestra mente puede hacerlo. Lo mejor es estar ATENTOS a nuestra vida interior que nos dice, por lo general al momento, qué nos está angustiando, deprimiendo o irritando y actuar en consecuencia.”

-… “La condición fundamental para el logro del amor es la superación del propio narcisismo en el que se experimenta como REAL solo lo que sucede en el interior … y los fenómenos del mundo exterior carecen de realidad de por sí y se experimentan sólo desde el punto de vista de su utilidad o peligro para uno mismo.

El polo opuesto es la objetividad. Es la capacidad de ver a la gente y las cosas tal y como son, objetivamente y poder separar esa imagen objetiva de la imagen formada por los propios deseos y temores. Para el INSANO la única realidad que existe es la que está dentro de él, la de sus temores y deseos.“

 

-… “Finalmente, la capacidad de amar depende de la propia capacidad de crecer, de desarrollar una orientación productiva en nuestra relación con el mundo y con nosotros mismos. Tal proceso de emerger, nacer o despertar, necesita de una cualidad como condición necesaria: fe. La práctica del arte de amar requiere la práctica de la fe.

Fe racional / fe irracional

-… “Fe irracional es la creencia en una persona e idea que se basa en la sumisión a una autoridad irracional. Por el contrario la fe racional es una convicción arraigada en la propia experiencia, física, mental o emocional. La fe racional no es primariamente una creencia en algo, sino la cualidad de CERTEZA Y FIRMEZA que poseen nuestras convicciones. La fe es un rasgo de carácter que penetra todo la personalidad y no una creencia específica. “

-… “El amor materno es una afirmación incondicional de la vida del niño y sus necesidades. La afirmación de la vida del niño presenta dos aspectos: uno es el cuidado y la responsabilidad absolutamente necesarios para la conservación de la vida del niño y su crecimiento. El otro aspecto va más allá de la mera conservación. Es la actitud que inculca en el niño el amor a la vida, que crea en él el sentimiento: ¡es bueno estar vivo, es bueno ser una criatura, es bueno estar sobre esta tierra!

Esos dos aspectos del amor materno se expresan muy sucintamente en el relato bíblico de la creación. Dios crea el mundo y el hombre. Esto corresponde al simple cuidado y afirmación de la existencia. Pero dios va más allá de ese requerimiento mínimo. Cada día posterior a la creación de la naturaleza _y del hombre_ ‘dios vio que era bueno’. El amor materno, en su segunda etapa, hace sentir al niño: es una suerte haber nacido. Inculca en el niño el amor a la vida y no solo el deseo de conservarse vivo…

La tierra prometida

La misma idea se expresa en otro simbolismo bíblico (bellísimo)… La tierra prometida, (la tierra es siempre símbolo materno) se describe como ‘plena de leche y miel’. La leche es el símbolo del primer aspecto del amor, el de cuidado y afirmación. La miel simboliza la dulzura de la vida, el amor por ella y la felicidad de estar vivo. La mayoría de las madres son capaces de dar ‘leche’ pero sólo unas pocas son capaces de dar ‘miel’ también.

Para estar en condiciones de dar miel, una madre debe ser no sólo una ‘buena madre’, sino una PERSONA FELIZ _y muy pocas logran alcanzar esa meta_.

No hay peligro en exagerar el efecto sobre el niño. El amor de la madre a la vida es tan contagioso como su ansiedad. Ambas actitudes ejercen un profundo efecto sobre la personalidad total del niño. Indudablemente es posible distinguir entre los niños, y los adultos, los que solo recibieron ‘leche’ y los que recibieron ‘leche’ y ‘miel’. “

¿Lo leíste de un tirón?…

Es una señal positiva.   Igual te resultó un poco largo y lo prefieres saborear con calma en su versión en papel. Así que para terminar la descarga en cuanto puedas, ve y compra el libro.

 

Articulo anterior
Pareja y compromiso
Articulo siguiente
Concilia tu vida laboral y de pareja
ANA ÁVILA
ANA ÁVILA
Consultora Holística | Life Coach | Conferenciante Si te interesa la vida natural y sencilla, la vida en pareja, el desarrollo personal y profesional, el vivir cada día en paz y con armonía… ¡Este es tu espacio! Puedes solicitar una consulta en el  617 925 097 o enviar un mail a: cronos@metodocronos.es Ver perfil »
ANA ÁVILA
ANA ÁVILA
Consultora Holística | Life Coach | Conferenciante Si te interesa la vida natural y sencilla, la vida en pareja, el desarrollo personal y profesional, el vivir cada día en paz y con armonía… ¡Este es tu espacio! Puedes solicitar una consulta en el  617 925 097 o enviar un mail a: cronos@metodocronos.es Ver perfil »

¿Te ha gustado el post? ¡Comparte!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on print

2 comentarios en «El arte de amar»

    • Un saludo Patricia. Qué bien que te haya encantado su lectura.

      Responder

Deja un comentario

Información básica de protección de datos

  • Responsable: Ana Ávila -Método Cronos-         Finalidad: Gestionar y moderar comentarios.        Legitimación: Consentimiento.
  • Destinatarios: No hay destinatarios externos.    Derechos: Acceso, edición, supresión y portabilidad, contactando al responsable (+ info)